Logotipos, Isotipos, Imagotipos e Isologos

En el campo del diseño, siempre en conexión con temas paralelos, como la publicidad o la comunicación y el marketing, los significados de nuestro rico vocabulario nos llevan a veces a intrincados recovecos en el uso del lenguaje. La terminología profesional o técnica en secciones como informática o ingeniería, excluye lo profano en el campo. En el diseño gráfico ocurre algo similar y se utilizan palabras que a veces parecen ser las mismas cuando no lo son (logotipos, isotipos, imagotipos e isologos). La misma familia de términos aplicada a la tarea diaria de dar forma a las imágenes e identidades corporativas de empresas y productos.

Algo más que logotipos

Si sois diseñadores, normalmente utilizáis estas palabras, aunque tendemos a definir un genérico -logotipo- para referirnos a toda la expresión de una marca. Es lógico, evitar la pedantería, conseguir la mejor terminología para posicionarse en los buscadores, expresarse claramente ante un cliente… Pero la verdad es que la imagen de marca de una empresa y su identidad visual corporativa son cosas muy diferentes. También lo son la McDonald’s M y la enorme hamburguesa con el nombre de Burger King en su interior, aunque siempre las mencionamos como logotipos.

Hagámoslo…. Para empezar, sería conveniente revisar qué es la imagen corporativa y la identidad visual de la que dependen en cierta medida los demás términos.

Marca

Este es el rastro o rasgo o el diseño gráfico y el conjunto de signos que representan a una empresa u organización y que por lo tanto abarca otros términos que hemos mencionado y que veremos más adelante.

El nombre de una empresa y los elementos visuales que la componen son su marca y de ello depende su logotipo, su manual de estilo y todos los demás términos que veremos a continuación. Un logo no puede existir sin su marca anterior y también es inmutable a los cambios. Podemos cambiar el logotipo, la identidad de una marca, pero no la marca en sí.

Lógicamente en su encarnación visual, empezaremos a hablar de otros términos porque la marca que podemos incluir en el logo, podemos representarla con un símbolo, con un acrónimo o con todo al mismo tiempo y cada uno usará una palabra diferente dependiendo de lo que estamos viendo… La palabra -marca-, por tanto, se cierne sobre las demás, más intangibles pero inherentes a todas ellas.

Coca-Cola, Michelin o Sony son marcas y evocarán automáticamente una imagen, un distintivo que las hace reconocibles a primera vista y también únicas, pero que ya lo proporciona la nomenclatura muy diferente entre ellas. Las marcas pueden cambiar su logotipo o color de identificación, pero nunca dejarán de ser Coca-Cola, Michelin, Sony.

Identidad Visual

Sin dejar de ser un término inmaterial, empiezan a aparecer aquí los primeros términos que representarán una representación “real” de lo que estamos hablando. Incorrectamente ligado a la identidad corporativa la identidad visual, es una manifestación física tanto de la marca como de la imagen de marca.

Esta identidad visual corporativa se adquiere configurando, planificando y organizando todos los elementos relacionados con la marca dentro de una estructura homogénea que permite tanto su difusión como su comprensión, dentro de parámetros de identificación y reconocimiento visual y gráfico.

Identidad vidual logotipos

Imagen de Marca

Seguimos con la terminología abstracta, porque la imagen de marca no es otra cosa que la percepción de una empresa o producto a través de sus rasgos diferenciadores gráficos y visuales por parte del público o de la sociedad. Es decir, es un objetivo, resultado de la planificación de nuestra identidad y de las herramientas que utilizamos para ofrecerla en un formato externo y tangible.

Logotipos

El más utilizado, para referirse a cualquier representación gráfica de una marca. Finalmente un término tangible que podemos ver, casi sentir. Sin embargo, no todos son logotipos. En diseño, tiendes a llamar a todo logo (de hecho, si quieres aprovechar tu posicionamiento, no hables con Google sobre isologos o imagotipos) y es la forma en que todo el mundo conoce la representación de la marca.

Pero la Aacademia de la Lengua,  dice que el logotipo “es el distintivo formado por letras, abreviaturas, etc., propio de una empresa, conmemoración, marca o producto”. Si atendemos de nuevo al latín , resulta que logos es una palabra; y typos, es un signo, una marca (o en términos más modernos, un conjunto de caracteres de cualquier idioma), así que descubrimos que un logo es la representación visual de una marca basada en una palabra o conjunto de palabras. Sólo fuentes.

Identidad vidual isotipos

Isotipos

Para este caso nos refugiamos en el griego,  por lo que apreciamos que iso, es la misma; y typos (igual que antes), por lo que encontramos que el isotipo es la representación gráfica real de un símbolo que ejemplifica la marca sin mencionarlo, es decir, una abstracción visual que representa su imagen. En el branding, este hecho se explica entendiendo que el isotipo será perfecto cuanto mejor exprese los valores y el espíritu de la empresa  y tendrá éxito cuando su imagen sea tan reconocible como el nombre de la marca que representa.

Sin embargo, este elemento es más complejo. Podemos distinguir una clasificación de seis elementos dentro de la familia de isotipos.

Monograma: Es la unión de dos o más letras, generalmente las iniciales de las palabras que componen la marca y que se funden creando un símbolo conjunto.


Anagrama: En la que varias sílabas, especialmente en los nombres largos, se unen para formar un emblema, generando a su vez una nueva palabra para nombrar la marca, convirtiéndose incluso en la propia marca de dimensión.


Acrónimo: Es también la unión de dos o más letras, pero a diferencia del monograma, conservan su estado de lectura por lo que mencionamos cada una de ellas para hablar de la marca.


Inicial: Sólo la primera letra de la marca, representará la misma en una síntesis de su nombre.


Firma: Aunque pueda parecer un logotipo a utilizar (recuerde, los que sólo utilizan caracteres tipográficos), el carácter de personalización que adquiere el símbolo, expresando en letras autografiadas y auténticas, los valores de la empresa, lo convierten en un isotipo como marca exclusiva.


Pictograma: De forma abstracta o figurativa, estos símbolos pueden resumir el nombre de la marca, representar sensaciones asociadas a ella o ejemplificar directamente en siluetas o formas el producto que se ofrece.

Isólogos o Imagotipos

Podría llegar a significar la unión de los dos anteriores. Tanto el logotipo como el isotipo se funden y forman un icono más explicativo y descriptivo. En este punto, podríamos diferenciarlas en el sentido de que una contiene dentro del conjunto las tipografías para que formen un elemento indivisible (isologo) mientras que la otra es una representación separada de ambos elementos interactuando para lograr el objetivo de hacer reconocible la marca (imagotipo).

Todas ellas, ahora bien clasificadas, tienen un objetivo dentro de la identidad visual corporativa de una marca que quiere lograr una imagen reconocible, mantener el embarazo del mensaje en la mente de la usuaria y asegurarse de que su retentiva no olvide el nombre o los valores de una empresa o producto frente a su competidor.

isologos
imagotipos
Download WordPress Themes
Free Download WordPress Themes
Download Nulled WordPress Themes
Download WordPress Themes
udemy course download free

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies